‘Ahsoka’: #1×04 «Fallen Jedi» curiosidades y guiños

Llegamos al ecuador de esta primera temporada de Ahsoka, con una cuarta parte titulada Jedis caídos llena de emociones y sorpresas. Y por supuesto no exenta de referencias que ahora analizaremos. Recordar siempre que disponéis del último análisis aquí mismo y comenzamos.

¡Alerta Spoilers!

Preparativos para la lucha

Mientras Huyang trata de reparar la lanzadera, Ahsoka Tano y Sabine Wren se preparan para una inevitable confrontación. La mandaloriana se alista con su icónica armadura, que pertenece a su familia desde hace 500 años, aunque la reforjó para adaptarla a ella. Igualmente lleva su casco modificado pintado con los símbolos del Clan Wren y equipado con telémetro y el mítico visor macrovinocular en forma de T que llevan todos los comandos mandalorianos, aunque con el diseño propio de los Búhos Nocturnos. En cuanto a sus armas, sigue conservando su pareja de pistolas bláster WESTAR-35, fabricadas por la también mandaloriana Tecnologías de la Media Luna Concordiana, así como sus brazales con múltiples funciones, obsequio del Protector de Concord Dawn Fenn Rau.

Al mismo tiempo, la general Hera Syndulla decide no quedarse de brazos cruzados y parte por su cuenta a bordo de su nave, el carguero VCX-100 Espíritu (Fantasma en Hispanoamérica).  Pero no irá sola, pues tiene a una tripulación compuesta por su copiloto e hijo Jacen y su fiel astromecánico C1-10P Chopper. No solo eso, pues también la acompaña un escuadrón de cinco cazas estelares T-65B Ala-X, creados por la Corporación Incom. Y uno de los pilotos es el capitán Carson Teva del escuadrón Adephi, quien ya es un habitual en las series relacionadas con The Mandalorian. Los demás pilotos de la Nueva República son el rodiano Mowaat y los humanos Baysee, Lander y Jensu, todos ellos bajo el mando de Jefe Fénix, el indicativo de Hera Syndulla como líder del Escuadrón Fénix.

Otro detalle es que en el tablero de mandos del Espíritu se aprecia una pequeña foto de Kanan Jarrus, la difunta pareja de Hera y padre de su hijo Jacen.

Sucesor

Ahsoka se refiere al gran almirante Thrawn como el «Heredero del Imperio», un líder capaz de unificar a los distintos remanentes imperiales bajo un solo mando y desencadenar una nueva guerra galáctica. Precisamente, ese fue el título de la novela en la que hizo su primera aparición. Heredero del Imperio fue publicada por Timothy Zhan en 1991, siendo la primera entrega de la Trilogía de la Nueva República o Trilogía de Thrawn. Su fantástica recepción supuso un antes y un después en la historia de Star Wars, reavivando el interés por la franquicia tras varios años de ausente de contenido. Sirvió como el pistoletazo de salida para una nueva era en el desarrollo del Universo Expandido.

La novela continuaba la historia de los protagonistas de la Trilogía Original e introducía elementos que tendrían un gran impacto en productos posteriores, pues creó muchos elementos icónicos como el mismo Thrawn, la futura esposa de Luke Skywalker; Mara Jade o planetas tan importantes como Coruscant.

Brujería

Como bien dice Baylan Skoll, Morgan Elsbeth activa el mapa estelar mediante la brujería propia de las Hermanas de la Noche, como ya dijimos en un análisis anterior. Y parece que no es el único hechizo que esta bruja ha empleado. Cuando Ahsoka derrota en combate al mercenario Marrok, su cuerpo expulsa una especie de sustancia o niebla verdosa. Esto recuerda mucho a la muerte a manos de Darth Sidius de Savage Opress, el hermano de Darth Maul. Como vimos en The Clone Wars, antes de que este guerrero zabrak fuera entregado al conde Dooku, la Madre Talzin y su aquelarre lo sometieron a un ritual por el que fue imbuido con el poder de las Hermanas de la Noche.

Esta transformación aumentó todos sus atributos físicos, su conexión con la Fuerza y le proporcionó una imponente armadura. Cuando Sidius lo mató en Mandalore, de su cuerpo emanó niebla verde, el icor espiritual. Se trata de la manifestación física de la hechicería de las brujas, originada en las profundidades del planeta Dathomir. Tras disiparse dicha niebla, se vio que el cadaver de Opress había vuelto a ser como antes de su transformación y la armadura que portaba también desapareció. Es muy probable que Marrok sea un caso similar, un individuo potenciado por la magia de Morgan Elsbeth.

Por cierto, el atuendo de Morgan es la típica túnica de colores rojizos y oscuros característica de las Hermanas de la Noche.

Tragedia familiar

Por fin se desveló el presunto destino final de la familia de Sabine, el Clan Wren. Fue en Rebels donde conocimos a su madre, la condesa de Krownest Ursa Wren, así como a su hermano Tristan y su padre Alrich. Lo último que supimos de ellos es que se unieron a Bo-Katan Kryce en su rebelión para liberar Mandalore del yugo imperial. Pero el Imperio respondió provocando la Gran Purga, la casi destrucción del planeta y sus gentes. Aunque si hubo mandalorianos que sobrevivieron, tanto en la superficie de Mandalore como dispersos por toda la Galaxia. En el caso de Sabine, ella volvió junto a la Alianza Rebelde por lo que no se encontraba en Mandalore cuando sucedió la Noche de las Mil Lágrimas.

Sin embargo, el hecho de que en la tercera temporada de The Mandalorian descubriéramos que hubo supervivientes incluso en la superficie del devastado planeta, abre la puerta a la posibilidad de que algún miembro de su familia siga con vida, aunque aun no hayan podido comunicarse con ella.

Al otro lado

El sorprendente final del episodio nos lleva a nada menos que el Mundo entre Mundos. También llamado Dispersión de Vergencia, es un plano místico dentro de la Fuerza consistente en una serie de portales y caminos entre espacio y tiempo. La Orden Jedi conocía esto, pues un jedi lo describió en el Teorema de los Mundos en Cadena recogido en los antiguos textos sagrados jedi. No es la primera vez que Ahsoka entra en este misterioso reino, ya lo hizo en Rebels y en unas circunstancias parecidas. Cuando Ahsoka se enfrentó a Darth Vader en Malachor, estuvo a punto de ser abatida por su antiguo maestro. Pero fue salvada por Ezra Bridger, que gracias a Sabine Wren había entrado al Mundo entre Mundos a través del portal del Templo Jedi de Lothal.

Este, guiado por la convor Morai, salvó a Ahsoka a través del portal de Malachor, sacándola de ese lugar y momento, cambiando así su destino. Ahora, cuando Ahsoka estaba al borde la muerte, otra vez se despierta en el Mundo entre Mundos, esta vez en compañía de Anakin Skywalker. Recordemos que en Episodio VI – El Retorno del Jedi, a bordo de la Estrella de la Muerte II durante la batalle de Endor, Luke Skywalker redimió a su padre, que dejó de ser Darth Vader y derrotó al emperador Palpatine. De este modo al morir, Anakin logró hacerse uno con la Fuerza conservando su identidad, convirtiéndose en un espíritu capaz de volver del Averno de la Fuerza, al igual que Qui-Gon Jin, Obi-Wan Kenobi y Yoda.

Hasta la fecha, Anakin Skywalker como espíritu o fantasma de la Fuerza solo había parecido en algunos comics de la serie Star Wars: Adventures, que relatan que ocurrió en el castillo que tenía Darth Vader en Mustafar tras la caída del Imperio.

¡Hilo! ‘Ahsoka’ #1×04

https://platform.twitter.com/widgets.js

Más guiños y curiosidades

LtColAlvaro
LtColAlvaro
Cuando te encontré eras débil, pero ahora tu odio se ha convertido en tu fuerza. Al fin, el Lado Oscuro es tu aliado. Levanta, mi Aprendiz. Tu destino te pertenece. Corta todos los vínculos con el pasado. Nadie debe saber que aún me sirves. Vete, y recuerda que el Lado Oscuro siempre te acompaña.