Darth Traya, la Señora de la Traición

Origen

Los primeros años de la humana conocida como Kreia son un misterio. Se sabe que era una historiadora Jedi y que llegó a alcanzar el rango de Maestro entrenando a muchos estudiantes. Su visión del Universo era muy radical para la época. Durante décadas, desafió a sus alumnos con preguntas de difícil respuesta para enseñarles. Estas enseñanzas se conocerían como “Los acertijos de Kreia”. Darth Traya, la Señora de la Traición

Uno de sus Padawans era un Jedi talentoso que más tarde se conocería como Revan. Sus enseñanzas, sin embargo, eran vistas con cautela por el Consejo Jedi. Después de que Revan abandonara el tutelaje de Kreia, buscó la guía de otros Maestros para completar su aprendizaje. Eventualmente, Revan volvería a buscar la guía de Kreia. La duda del ya famoso Jedi era si desafiar al Consejo e intervenir en las Guerras Mandalorianas o permanecer de brazos cruzados como ordenaban estos.

Tras aclarar su mente, Revan partió a luchar contra los Mandalorianos junto a otros muchos Jedi. La deserción de Revan y el resto de sus estudiantes fue interpretado por el Consejo Jedi como un fallo en las doctrinas de Kreia. A causa de esto, Kreia fue exiliada.

Caída en el Lado Oscuro

Tras ser exiliada por su rol como Maestra de Revan, Kreia comenzó a cuestionar sus creencias. Silenciosamente, se apartó de la Orden. Aunque algunos creyeron que Kreia siguió a Revan a la guerra, su camino fue distinto. Buscando hallar respuestas a sus dudas, siguió los ecos de la Fuerza al mundo Sith de Malachor V. Este planeta era un nexo hacia las energías del Lado Oscuro y parte del antiguo Imperio Sith. En Malachor, Kreia halló la fortaleza de Darth Revan, la Academia Trayus.

Al entrar, se topó con asesinos Sith dejados por Revan, quienes en lugar de atacarle le permitieron acceder a unos antiguos manuscritos Sith. Estos manuscritos explicaban que la realidad no es más que una mentira y que aquellos sensibles a la Fuerza son traicionados por la misma. La Fuerza es un elemento que distorsiona la vida y trae el caos.

Aunque ella quiso desmentir estos argumentos, fue seducida por ellos. Desde ese momento se convirtió en Darth Traya, Señora de la Traición. En estos pergaminos también descubrió que un olvidado Imperio Sith permanecía al acecho en las Regiones Desconocidas desde hacía cientos de años. Por ello, Traya tenía la convicción de que Revan no cayó al Lado Oscuro. Todo lo que hizo fue por una causa mayor.

Enseñanzas en Malachor V

Traya continuó el legado de su alumno. En la Academia de Trayus, una nueva generación de Sith nació con el objetivo de hacer caer a la República para posteriormente unirla contra el Imperio Sith que permanecía oculto en las sombras. Los remanentes del Imperio Sith de Revan juraron fidelidad a la antigua maestra de su caído líder. Fue entonces cuando Traya comenzó a buscar “Heridas en la Fuerza” por toda la galaxia. Eventualmente, acabaría descubriendo a Darth Sion y a Darth Nihilus. Los tres formarían el Triunvirato Sith, con el objetivo de restaurar el poder de su facción y continuar el legado de Revan. Pero el tiempo pasó y los ideales de los Lores Sith comenzaron a diversificarse.

Nihilus y Sion demostraron tener un hambre voraz por comenzar una cruzada contra los Jedi y eliminarlos. Traya, que infravaloró el poder de sus pupilos, pagó caro este error. Ambos Sith se enfrentaron a ella y, tras cortar su vínculo con la Fuerza, la exiliaron. Traya había sido de nuevo traicionada.

Las Guerras Oscuras

Tras ser exiliada, Nihilus y Sion comenzaron una campaña de asesinatos contra los Jedi. Por ello, la mayoría de Jedi murieron a manos de los Sith o se escondieron. Traya, que asumió su antigua identidad de Kreia, abandonó Malachor V y volvió al espacio de la República. Su objetivo era encontrar a Meetra Surik, conocida también como la Jedi Exiliada. Meetra, que fue una antigua alumna de Kreia, fue además una general bajo el mando de Revan y jugó un papel crucial en la batalla final en Malachor V. Tras activar un Generador de Energía Oscura, devastó el planeta y dejó una Herida en la Fuerza. El Consejo Jedi la juzgó por este acto, cortó su conexión con la Fuerza y la exilió.

La idea de Kreia era formar un Vínculo en la Fuerza con Surik para provocar una Herida aún mayor que la ocurrida en Malachor V. Este Vínculo en la Fuerza comenzó a ser patente cuando Traya perdió su mano contra Sion, mientras intentaban escapar del planeta minero de Peragus. Surik sintió el mismo dolor que su mentora. Traya aprovechó esto para advertir a Meetra de que si ella moría, era probable que Surik también, por culpa de este vínculo. De esta manera, se aseguró poder estar siempre a su lado.

Buscando a los Jedi exiliados

Mientras Surik iba poco a poco recobrando su conexión con la Fuerza, Traya comenzó a moldear a su joven pupila. Ella le enseñó que todas las acciones tenían consecuencias y que no existía un camino luminoso y otro oscuro. Ambos tenían sus implicaciones éticas. Meetra Surik continuó viajando por la galaxia buscando a los Jedi supervivientes restantes. La idea de Surik era que le proporcionaran ayuda para poder detener a Nihilus y Sion y recobrar sus poderes perdidos. Durante el viaje, fue reuniendo un grupo de héroes con el objetivo de detener a los poderosos Sith. Mientras, Kreia los manipulaba a todos desde las sombras con el objetivo último de satisfacer sus intereses.

Revelación final

Tras reunirse con los supervivientes del Consejo Jedi en las ruinas de Dantooine, se reveló la verdad. Meetra Surik cortó ella misma su conexión con la Fuerza por temor a morir en Malachor V. Pero el Consejo Jedi consideraba que la misma Surik era una Herida en la Fuerza y un peligro para la galaxia, así que decidieron que debían cortar de nuevo su conexión con la Fuerza.

En ese momento, Kreia ejecutó a todos los miembros del Consejo y asumió de nuevo su rol como Darth Traya. Tras dejar a Surik inconsciente en Dantooine, volvió a Malachor V. Su idea era sacrificarse para abrir una herida en la Fuerza tan grande que fuera infinita y acabara destruyendo cualquier atisbo de la misma. Sin embargo, decidió esperar a Surik para una confrontación final donde decidir el destino de la galaxia.

Meetra Surik, tras acabar con Nihilus y Sion, plantó cara a Traya en el núcleo de la Academia Sith. A pesar de cortarle la mano restante a Traya, la Señora Sith no desistió y usó sus poderes para controlar tres sables láser y continuar luchando contra la Jedi Exiliada. Tras vencerla, Surik perdonó la vida de su maestra. Traya confesó que realmente quería a Surik, ya que la consideraba la mejor de cuantos aprendices había tenido, porque no era una verdadera Jedi, sino algo más. Y finalmente, la Señora de la Traición, a causa de las heridas del combate, murió.

4 Comentarios

  1. Lolindir eres un crack me gusta mucho tus relatos podrías escribir un libro !!!! Eres un crack no parece de darnos esta información estoy deseando de ver el siguiente capítulo !!!! Un salido OXIDAO (frente de jedha popular)

Comments are closed.